hola.com

HOLA!

Sí, el teletrabajo engorda. Aunque si se sigue una dieta equilibrada junto con ejercicio físico, no debería preocuparte.

Los expertos de Germaine de Capuccini de Goya explican cuándo el teletrabajo sí puede ser sinónimo de engordar: “Un estilo de vida rápido y un gran número de horas invertidas en el trabajo pueden provocar que las personas consuman una mayor cantidad de alimentos prefabricados, sufran ansiedad o duerman menos horas”.

Lee el artículo completo aquí.